DESPIERTA CONSCIENCIA

De la Invisibilidad a la Autorrealización

Concierto de cuencos tibetanos, cuencos de cuarzo, gongs y tambor oceánico

¿Por qué cuencos tibetanos, cuencos de cuarzo, gongs y tambor oceánico?

Porque los sonidos que tienen los cuencos tibetanos ancestrales brindan beneficios…

  • Eliminan el estrés y la ansiedad.
  • Mejoran la concentración.
  • Aumentan la creatividad.
  • Ayudan a estudiar y retener información.
  • Incitan una meditación profunda.
  • Permiten equilibrar los chakras y limpiar el aura.
  • Promueven la estabilidad emocional
  • Ayudan a relajar cuerpo y mente y descansar mejor.
  • Alivian los dolores de cabeza y las migrañas.
  • Te invade una sensación de paz interior.
  • Elimina las preocupaciones haciendo que te centres en el momento presente.

Los cuencos tibetanos son unos recipientes con forma de bol cóncavo cuya función, además de la decorativa, es emitir sonidos en ciertas frecuencias propicias para la meditación y para simular sonidos de la naturaleza.

Estos recipientes están hechos de aleaciones de metales, de ahí que también se les conozca como cuencos tibetanos 7 metales, donde cada metal representa un planeta:

  • Oro > Sol
  • Plata > Luna
  • Mercurio > Mercurio
  • Cobre > Venus
  • Hierro > Marte
  • Estaño > Júpiter
  • Plomo > Saturno

Los cuencos del Tibet más valiosos en el budismo están formados por 12 metales.

En cuanto al origen, aparecieron por primera vez en el Himalaya, en la región del Tíbet y de Nepal, y fueron fabricados por monjes budistas y shamanistas de la forma más armoniosa posible para tener ese sonido tan característico que incita a la relajación y meditación.

La frecuencia emitida por los cuencos tibetanos es de 432 Hz que es la frecuencia que está en resonancia con la naturaleza.

¿Por qué los sonidos que tienen los cuencos de cuarzo ancestrales brindan beneficios…?

Una de las vibraciones que más se utiliza hoy como forma de terapia es la del cuarzo, para lograr los estados de consciencia más elevados, y llevarnos a un estado donde abundan la sensación de paz interior, alegría y gratitud.

También conocidos como Cuencos Biosónicos o Crystal Bowls, son unas vasijas de fabricación artesanal hechas a partir de mineral del cuarzo más limpio, que roza el noventa y nueve por ciento de pureza. Este mineral se coloca en un horno para lograr la fundición y se le da la estructura y el tamaño, lo que determinará la nota musical que le sea asignada.

Los cuencos tibetanos son maravillosos, pero su sonido no penetra en nuestro cuerpo del mismo modo que los de cuarzo, porque una muy pequeña porción de nuestra composición física es metal. Según Paul Utz, uno de los dos fundadores de Crystal Tones, los beneficios de los cuencos de cuarzo se debe a que nosotros somos agua en un setenta y cinco por ciento, y nuestros huesos poseen una estructura cristalina que crea una atracción entre el sonido y el cuerpo.

¿Cuáles son sus beneficios? Las vibraciones del cuarzo tienen la facultad de ser transmitidas dentro de nuestro cuerpo generando…

  • Disminución de los niveles de estrés y tensión
  • Alineación de chakras, sincronizándose y desenvolviéndose con armonía todas las funciones corporales
  • La búsqueda de los estados de consciencia más elevados, y la sensación de gratitud y perdón.
  • La limpieza del aura de todas aquellas energías que no sean positivas
  • Eliminación de las energías que se encuentren estancadas en el ambiente
  • Transmisión de un estado de profunda tranquilidad y paz interior
  • Activación de la memoria celular: Muchos patrones que se encuentran desalineados dentro nuestro, ya sean emocionales, espirituales, físicos o mentales, se alinean y corrigen para volver a un funcionamiento armónico
  • Liberación de impulsos que favorecen a que la proteína que el ADN necesita para replicarse y generar energía, sea de más fácil acceso
  • Rejuvenecimiento de la persona: Las células que han sido estimuladas contagian a las demás células los patrones vibratorios nuevos
  • Una reacción en cadena que provoca un estado general de mayor armonía y salud
  • La remisión en algunos casos de cáncer
  • La estimulación de las ondas cerebrales que posibilitan la meditación profunda, es decir, las ondas Alfa
  • Una mayor conexión con tu consciencia superior
  • Que los hemisferios cerebrales equilibren y sincronicen sus frecuencias de vibración
  • La estimulación de la secreción de endorfina, hormona que permite un proceso más eficiente de autosanación
  • La activación de los neurotransmisores y algunas áreas del cerebro que por lo general no todos estamos acostumbrados a ocupar
  • El aumento del potencial de nuestras capacidades intelectuales y espirituales
  • El despertar en la creatividad
  • La estimulación del líquido cefalorraquídeo (identificado muchas veces con la energía Kundalini) que aumenta nuestra energía
  • Que los órganos de tejido blando reaccionen fácilmente a las vibraciones, reactivándolos en su totalidad y permitiendo que puedan llevar a cabo su función con renovada energía
  • La fluidez de la sangre comience a darse de manera más armoniosa, por lo que la densidad de oxígeno en nuestro sistema se ve también incrementada
  • Que tanto el ritmo cardíaco como la presión arterial se normalicen

Los beneficios de los cuencos de cuarzo han sido conocidos desde hace siglos por la tradición Yóguica. De ellos es que nosotros hemos heredado estos poderosos instrumentos como una manera de potenciar nuestras búsquedas de bienestar y consciencia. Su poder se extiende mucho más allá de la simple musicalidad, pues la vibración trasciende la materia y se propaga por todos nosotros.

Palos de lluvia y tambores oceánicos

Los palos de lluvia y los tambores oceánicos, así como las panderetas, los palos de agua y los tambores convencionales, son instrumentos musicales artesanales y sencillos, están formados por tubos y compartimentos, según el caso, rellenados de semillas y fabricados en bambú o materiales similares. Cuando se inclina, agita o golpea, las semillas crean un sonido que se asemeja enormemente al del agua cayendo, a la lluvia y al mar. El tambor oceánico  es un instrumento que , más que una melodía, lo que genera es un sonido discontinuo y algo sesgado simulando el oleaje en una playa, de ahí su sonido discontinuo y sesgado como suenan las olas al romper en la playa de una manera plácida y dulce.

Baños de gong

El gong es una herramienta antigua y poderosa y mucho más que un simple instrumento de percusión. Su sonido es a menudo ligero y suave, casi imperceptible, otras veces es potente y estruendoso; cubre un rico espectro de tonos modulados por una multitud de vibraciones que no siempre son audibles para el oído humano. Hay que tener una buena técnica para tocar el gong. Por ejemplo, para sacar un sonido más alto no es necesario pegarle más y más fuerte, sino que se le se golpea suavemente y a menudo y, poco a poco, la intensidad del sonido aumenta mágicamente.

La particularidad del sonido del gong es que sus vibraciones resuenan en cada célula de nuestro cuerpo, estimulándolo para recuperar un estado de armonía con el resto del cuerpo y con la vibración primaria de la que todo se origina. El timbre se parece mucho al OM, sonido primario de Prakriti, la materia no manifiesta.

El gong genera un nuevo estado energético, elimina los bloqueos y acelera los procesos de curación del cuerpo. Durante el baño de gong el cuerpo llega a un estado de relajación profunda que alivia las tensiones donde la  respiración se vuelve profunda y consciente. Terminado de escuchar su sonido, uno se siente ligero y lleno de energía.

Los efectos terapéuticos del Gong no se asocian solamente al plano físico: trae grandes beneficios también para la mente y el espíritu. Es eficaz para el tratamiento de problemas relacionados con el estrés, la depresión, la fatiga mental, el manejo de la ira, los sentimientos de soledad y separación. Es un aliado para vencer miedos y fobias. La terapia con el gong es, pues, una manera de cuidar nuestro cuerpo, mente y alma.

Para algunos será difícil escuchar el gong puesto que habrá que luchar contra el prejuicio que clasifica su sonido como molesto a los oídos. Sugerimos abandonarse a la experiencia, relajándose sin tensar la cara y dejando que las vibraciones fluyan por todo el cuerpo.

Para los que practican el yoga, el Gong es una manera efectiva de limpiar el campo magnético y abrirse a una meditación profunda. El estado propicio a la meditación y la relajación obtenidos con este instrumento están al alcance de todos, incluso aquellos que nunca han practicado yoga u otras disciplinas que favorecen estados introspectivos. El único requisito para disfrutar de un baño de gong es la voluntad de pararse, relajarse y ponerse a escuchar. Abrirse y aceptar el cambio. 

Es una experiencia preciosa para todos….

¡Gracias Sat Daya Kaur!

© 2021 DESPIERTA CONSCIENCIA

Tema de Anders Norén